Todos los edificios históricos de la antigua cárcel de Carabanchel han sido reducidos a polvo.

Permanece todavía en pie el pabellón del antiguo Hospital Penitenciario, actualmente destinado a Centro de Internamiento de Extranjeros (C.I.E.), en el que se priva de libertad, de nuevo hoy, a inocentes que no han cometido delito alguno: los inmigrantes sin papeles.

Por ello, nuestra Plataforma, en coherencia con su planteamiento y tras la desaparición del resto de los edificios, exige al Gobierno que destine esta dependencia para el Centro de la Memoria que solicitamos.

domingo, 25 de octubre de 2015

Siete años de motín

Comenzábamos a escribir la crónica del acto que hemos celebrado hoy, 24 de octubre, en los terrenos de la cárcel cuando nos ha llegado un enlace a este artículo de Iñaki Alonso en Lo Que Somos. Cuando lo leáis, entenderéis que hayamos dejado de teclear y hayamos decidido compartir el texto de esa web. No nos consideramos capaces de transmitir de forma tan emotiva como Iñaki el acontecimiento. Le/les estamos muy agradecidos.


 Lee el artículo en su web original

Este es SU artículo

Es sábado y como todos los otoños desde hace siete, l@s vecin@s de Carabanchel invitan al pueblo de Madriz a un acto contra el olvido y con unas reivindicaciones que siguen igual de vivas años después.

Hace siete años, tal que un 27 de septiembre se celebraba en el interior de la inmensa cúpula carcelaria, en lo que fue el centro de control de las galerías un acto que fue El ultimo motín (1) un acto que intentaba desesperadamente que alguna Administración de este país fuera mínimamente coherente y no derrumbara este emblemático edificio de castigo y represión política, social, pero también edificio simbólico de aprendizajes, de solidaridades y de resistencias. Nadie escuchó a los vecinos, ni a las entidades memorialistas, ni el gobierno del PSOE, ni la corporación municipal PP. Pocos días después, un uno de octubre, darían la autorización para iniciar la demolición.


Siete años después de aquel “sinsentido” un inmenso solar cubre aquel espacio, la Administración no ha construido nada, ni tan siquiera edificaciones privadas, tan dados a ello.

Hoy sábado 24, nos juntamos en torno a esa llamada vecinal, para reivindicar lo mismo, lo que se pedía con la vieja cárcel en pie y lo que se ha seguido pidiendo en estos siete otoños:
  • – Creación de un Centro memorial, documental y pedagógico en el que se exhiba y divulgue la historia de la prisión y los testimonios de quienes allí sufrieron represión.
  • – Cierre inmediato del Centro de Internamiento de Extranjeros, instalación que continúa el estigma penitenciario del único edificio que permanece en pie de la histórica cárcel.
  • – Destinar la totalidad de los terrenos, dada su titularidad pública, a equipamientos sociales consensuados con la ciudadanía.
Alrededor de un pequeño espacio que se denomina Jardín de la Memoria, donde una placa al lado de una maqueta en ladrillo nos recuerdan lo que aquello fue, se reúnen l@s asistentes, convocados por: La Comuna presxs del franquismo, Asociación Pro-Derechos Humanos, Plataforma por un centro por la paz y la memoria en la cárcel de Carabanchel, Foro por la Memoria, Asociación de Amistad 1º de Mayo, PCE, UJCE, Ateneo Republicano de Carabanchel, AA.VV. de Aluche, AA.VV. de Carabanchel Alto y la AA.VV. del Parque Eugenia de Montijo.

La bandera republicana es el atril desde donde Pedro Casas, miembro de la Plataforma organizadora y del Ateneo Republicano del barrio nos presenta el acto y nos recuerda porque estamos aquí.


► Julián Rebollo de Asociación de Vecinos de Aluche, nos habla de la implicación vecinal en la lucha para dar a estos terrenos un uso justo.

► Luis Suárez expreso en la cárcel de Carabanchel y miembro de “La Comuna” nos recuerda la necesidad de mantener el patrimonio de la represión y de la lucha para que acompañe al relato de la historia, para evitar el falseamiento de todo lo sucedido, como si de un derribo se tratara: “Se empieza por destruir cárceles, se acaba blanqueando el franquismo

► Iris Urquidi, inmigrante boliviana, MAS, nos habla del Centro de Internamiento de Extranjeros, un vergonzoso lugar que va más allá de lo que entendemos por cárcel, en el que ley en mano se vulneran todos los días los derechos humanos de los que el sistema democrático considera “forasteros” emigrantes sin papeles, y exige(mos) el cierre!

► El acto lo cierra Jacinto Lara de la Asociación pro Derechos Humanos de España, nos habla de la necesidad de mantener la memoria viva como símbolo de justicia, la misma que recuerdan constantemente organismos internacionales al estado español en materia de memoria y derechos sociales.



La avenida de los Poblados, corredor del inmenso espacio que marca los terrenos de lo que un día fue cárcel, luce con más colores, con formas geométricas, calculadas, que dan vida a las vallas vacías, los artistas del taller de arte urbano Keller de Tabacalera dejan su trabajo sobre lienzos que cuelgan en las vallas, un museo al aire libre de la memoria imborrable, arte efímero en el espacio del recuerdo.

Recuerdo(s) para un espacio que siempre tendrá aniversarios, fechas de alegría por encontrar la libertad y fechas de tristeza por encontrar la muerte… hace cuarenta años de lo que fue esta cárcel salían un 27 de septiembre, tres de los últimos cinco fusilados por la dictadura: Xose Humberto Baena, José Luis Sánchez-Bravo, Ramón García camino de un campo de tiro para ser fusilados, y salían en caravana entre risas de policías y torturadores del régimen… son tantas las historias para recordar, que pensar en el olvido es delito.

La cárcel se empezó a construir en 1940, con la idea de albergar la gran cantidad de presos políticos que tenia la dictadura. La construyeran con la mano de obra de 1.000 presos políticos sometidos a trabajos forzados, muchos dejaron entre estos ladrillos su vida.

Cárcel de Carabanchel, siete años después continúa el motín por la Justicia, la Verdad y la Reparación.

(Iñaki Alonso - LQSomos - Octubre 2015)
#CarabanchelPorLaMemoria 
#UsoSocialDelTerreno 
#CIErreYA

No hay comentarios:

Publicar un comentario