Todos los edificios históricos de la antigua cárcel de Carabanchel han sido reducidos a polvo.

Permanece todavía en pie el pabellón del antiguo Hospital Penitenciario, actualmente destinado a Centro de Internamiento de Extranjeros (C.I.E.), en el que se priva de libertad, de nuevo hoy, a inocentes que no han cometido delito alguno: los inmigrantes sin papeles.

Por ello, nuestra Plataforma, en coherencia con su planteamiento y tras la desaparición del resto de los edificios, exige al Gobierno que destine esta dependencia para el Centro de la Memoria que solicitamos.

domingo, 27 de noviembre de 2011

Catorce Lugares de Memoria Histórica...


...en Andalucía.


El diario Público recogía, en su edición de ayer, la noticia de la recomendación emitida por un grupo de expertos designados al efecto por la Consejería de Justicia de la comunidad, para reconocer como Lugares de Memoria Histórica catorce diferentes lugares de la geografía andaluza. Estos espacios se unirían a otros dos ya designados con anterioridad.


La figura de Lugar de Memoria Histórica fue definida por la Junta de Andalucía mediante Decreto publicado en el Boletín Oficial de la Comunidad del 12 de agosto de 2011, en el que se especifica que se otorgará la distinción a “aquellos enclaves vinculados a hechos o acontecimientos singulares ocurridos durante la Guerra Civil y la dictadura”.


Especialmente significativo es el contenido del artículo 2.3 de dicho Decreto: «Las Administraciones Públicas adoptarán las medidas necesarias para preservar los Lugares de Memoria Histórica de  su  desaparición  o,  en  su  caso,  para  procurar  el  mantenimiento de una huella o registro permanente que sirva, adecuada y eficazmente, de recordatorio y homenaje por los hechos ocurridos en el Lugar».


Contrasta enormemente esta sensibilidad en Andalucía hacia los sitios donde se llevó a cabo la represión franquista, con el desprecio que mostraron a las peticiones que, desde diferentes ámbitos, hicimos para reclamar una mínima conservación del lugar de memoria de Carabanchel. Resulta difícil entender que se trate de decisiones tomadas, tanto en Andalucía como en Madrid, por miembros del mismo partido político.

Mientras en Andalucía, se «recuerda y reconoce a las personas que sufrieron violencia, vejación, persecución o privación de libertad por el mero hecho del ejercicio de sus derechos fundamentales, así como por la defensa del Estado legítimo, de las libertades y de la democracia», en Carabanchel se olvida y se especula.

¿Hasta cuándo? 

domingo, 13 de noviembre de 2011

¿Qué pretenden?


En estos días de precampaña electoral, no queríamos comentar nada sobre ninguno de los partidos que concurren a los comicios. Todos tenemos muy claro cual ha sido la trayectoria de las diferentes formaciones políticas respecto a la Memoria Histórica y sabemos qué podemos esperar en el futuro de cada una de ellas.

Pero sucede que a los responsables de publicidad del PSOE no se les ha ocurrido mejor idea que utilizar la valla que rodea el Lugar de Memoria de Carabanchel para colgar sus pancartas. Sí, decimos bien, pancartas, porque han situado cinco carteles de propaganda electoral en una sección de ese cerramiento.

¿Y eso qué tiene que ver?, os preguntaréis. Pues intentaremos explicarnos. No criticamos por supuesto que hagan publicidad de su candidato ni reprochamos que hayan colgado esos letreros en la valla, no. Lo que nos parece chocante es el lugar concreto dónde los han ubicado.

La longitud del frente del solar que linda con la Avenida de los poblados es de más de 400 metros. Como sabéis todos los que habéis pasado por allí, los paneles de nuestro antiguo Memorial se encuentran situados en la zona más próxima a la entrada del CIE, por delante de los carteles publicitarios de la empresa que demolió el conjunto (hoy reconvertidos) y en la cercanía de la fachada del Hospital popular de Carabanchel. Así, el hospitalito, resulta ser el elemento más distante de la entrada del CIE, a unos 200 metros de ese acceso.

Es decir, los símbolos se concentran en la mitad del perímetro más próxima a Aluche, no existiendo en la otra mitad del perímetro ningún objeto de reivindicación social ni vecinal.

Pues bien, precisamente es en ese mismo espacio donde han situado las pancartas, intercalándolas entre los elementos que los vecinos y nuestra plataforma teníamos colocados. Así, si uno accede desde el metro de Aluche, se encontrará sucesivamente con dos pancartas, los paneles de nuestro Memorial, otras tres pancartas y la fachada del hospital popular. Más allá, el vacío…

Pincha en la imagen para agrandarla

¿Pura coincidencia?

No comprendemos la intención de colgar una propaganda electoral en el lugar que es el escenario de una de las actuaciones más lamentables del PSOE. ¿Acaso se sienten orgullosos del estado actual de los terrenos, tres años después del vergonzoso derribo? Pero bueno, allá ellos.

Tal vez podría ser que la colocación de uno de los letreros junto a la simbólica fachada del hospital popular, les haga creer que los madrileños pensarán que están a favor de la construcción del hospital en esos terrenos, cuando la realidad es que una buena parte de la culpa de no tener todavía ese equipamiento construido la tienen precisamente ellos, al no haber cedido aún la exigua parcela prometida (¿sabremos algún día los motivos?).

Pero lo que no entendemos de ninguna manera es el motivo de colocar uno de los carteles inmediato a los paneles de nuestro Memorial y delante del letrero en el que se solicita un centro por la Memoria. ¿Es que –ahora- quieren apoyar nuestro homenaje y reclamación? ¿Forma parte del giro a la izquierda que nos pretenden vender? ¿A quien pretenden engañar?


Claro que, a lo mejor, somos muy mal pensados y lo único que ocurre es que a la vista de la debacle electoral que se les avecina, quieran por fin confesar quien, ebrio de soberbia y despreciando las voces que pedíamos el mantenimiento de la cúpula de la prisión, fue el responsable del derribo de la vergüenza:

viernes, 11 de noviembre de 2011

11.11.11: 1111


Nos lo van a recordar durante todo el día: hoy es 11/11/11. 
Un dato para los amantes de las coincidencias: hoy se cumplen también 1111 días desde el derribo de la cárcel de Carabanchel.